Niños con caries|Peligros de una dieta inadecuada

niño con caries dieta

En el niño con caries la dieta juega un papel clave  y a diferencia de otras patologías, ésta suele tener su origen en la dieta:

– Comidas ricas en azúcar.
– Bebidas ricas en lácteos/azúcar antes de dormir.
– Falta de higiene buco-dental.
– Comidas fuera de hora, sin posterior limpieza.

Los hidratos de carbono y el azúcar de muchos alimentos y bebidas favorecen la formación de placa, conjunto de bacterias que destruyen el esmalte dental e inflaman las encías.  Estos hidratos de carbono (azúcares) reaccionan con las bacterias bucales para formar ácido, que acelera la aparición de las caries.

Son especialmente peligrosos los alimentos azucarados muy pegajosos como las gominolas, cereales, snacks, galletas, cereales de desayuno, batidos, helados, bombones, bollería, etc. pues se introducen en los dientes o muelas y resisten al cepillado.

Los zumos muy ácidos, como el de naranja, limón y pomelo, el vinagre o el agua con gas (ácido carbónico) contribuyen al deterioro dental, por su acidez y su contenido en azúcares simples. Lo ideal es tomar la fruta ni muy verde ni muy madura.

Es importante un horario fijo de cinco comidas evitando picar entre horas.  Aumenta el consumo de alimentos protectores por su contenido en fibra como cereales integrales, legumbres, frutas y verduras, que necesitan una mayor masticación y arrastran el biofilm (la capa de bacterias que tapizan la dentadura y las encías).

Los derivados lácteos (queso, yogur, leche) aportan calcio, fósforo y vitamina D, nutrientes indispensables para la remineralización de huesos y dientes. Ojo con las cenas de leche con cereales pues al quedar restos, favorecen las caries.

El magnesio es un mineral que forma parte de la estructura dental y es abundante en los frutos secos, en el pescado, la carne y los mariscos. Las frutas con más contenido de magnesio son la manzana, el aguacate y el plátano.

Podeís ayudar a vuestros hijos a habituarse al cuidado bucal con estos consejos:

-Si no pueden cepillarse los dientes, pueden mascar chicle, sin azúcar y con xilitol (edulcorante natural procedente de la corteza del pino), para ayudarles con la limpieza de los dientes y para estimular la secreción de saliva, rica en compuestos antibacterianos.

-Que se cepillen  los dientes 2 veces al día, es suficiente posponerlo al menos 30-45 minutos después de la ingestión de alimentos. Imprescindible el cepillado antes de ir a la cama.

– Deben cepillarse  los dientes antes del desayuno, sobre todo si se bebe zumo de naranja, limón o pomelo. Con ello, se crea una “capa protectora” de fluoruro contra los ácidos a los que vamos a exponer el esmalte.

– Que coman zanahorias, manzanas y apio, que contienen sustancias naturales que “limpian” los dientes.

Imagen:  abbybatchelder

Deja un comentario

Suscríbete GRATIS a nuestro Newsletter
Suscríbete GRATIS a nuestro Newsletter exclusivoRecetas seleccionadas en tu eMail todos los días

Accede a contenidos especialmente pensados para ti por nuestras expertas.

No te pierdas esta oportunidad única de acceder a tu membresía BLACK

¡Esta OPORTUNIDAD es por tiempo limitado!

31 Trucos que te ayudarán a cocinar más fácil ➜QUIERO VER